La Ciudadela de la Soldadura

 

Con un desarrollo de más de 120.000 metros cuadrados, la “Ciudadela de la soldadura” es un reconocido polo industrial de excelencia en el sector, a nivel internacional, corazón pulsante de todas las actividades de la empresa que permiten difundir el nombre de Telwin en el mundo.

La Ciudadela de la Soldadura es sinónimo de eficiencia, capacidad, profesionalidad, excelencia, es un sistema de empresa organizado donde todo se mueve en sincronía perfecta y está perfectamente integrado.
Es Investigación y Desarrollo e Innovación de primera línea, donde un equipo de investigadores y diseñadores trabajan día a día para transferir a los productos las más avanzadas tecnologías y soluciones de diseño, con el objetivo de mejorar las prestaciones, la fiabilidad y las funciones.

Es Producción y Automatización evolucionadas, donde avanzadas plataformas robotizadas, sistemas productivos flexibles integrados, líneas de montaje especializadas, áreas de ensayo y testing distribuidas confirman la fuerza de esta realidad industrial que por su capacidad productiva no tiene igual en el mercado.

Es Formación e Información, donde el Telwin Training Lab, la estructura formativa de Telwin es un apoyo indispensable a los clientes que aquí pueden aprender, discutir, probar las funciones y demostraciones de los productos, obteniendo una válida ayuda para comprender la gran potencia de una gama que es la más amplia y completa del mercado.

Es Logística integrada en la informática, donde los inmensos espacios ocupados por los imponentes almacenes automáticos y los eficaces procedimientos computerizados permiten garantizar un servicio de envío de los pedidos preciso, rápido y eficiente.

Es simbiosis con el territorio, no un simple lugar de ocupación, sino un centro de agregación social que garantiza el bienestar y el desarrollo a las personas, a las familias, a la colectividad.

Es un brillante ejemplo de moderna arquitectura industrial, varias veces señalada por sus innovadoras características de estilo y estructurales, perfecta síntesis de lo mejor de la tecnología y de la calidad de la vida en los ambientes de trabajo.

Es un puente del Made in Italy en el mundo, y es en estos lugares donde se concretan las ideas, traduciéndose en proyectos, en tecnología, en desarrollo. Y en nuevas ideas para el mañana